Hotel Vienna International Magic Circus, para todos los destinos

¿Un hotel que es, a su vez, un circo? No podía estar en un lugar que no fuera la maravillosa fábrica de sueños parisina. El hotel Vienna International Magic Circus, junto a Disneyland París, es uno de los destinos familiares preferidos por todos aquellos que visitan el parque.

Como podemos imaginar por su nombre, el establecimiento se centra en el mundo del circo y todo cuanto lo rodea, ofreciendo una experiencia divertida, a la vez que muy curiosa y placentera, tanto a los que buscan un par de días de descanso como a aquéllos que han decidido pasar sus vacaciones en el Parque.

hotel circo

Para encontrar el recinto con mayor facilidad, diremos que está cerca de las ciudades medievales, los campos de golf y el valle de Champagne, a unos treinta kilómetros de la capital y muy cerca los estudios de Walt Disney.

Instalaciones amplias y cómodas

Si decidimos pasar a las habitaciones-cabe esperar que antes o después sea así-, veremos que las 396, repartidas en tres plantas, están equipadas con toda la tecnología necesaria para que nuestra estancia en el local sea tan cómoda como esperábamos.

Por supuesto, podemos comer algo: para desayunar, los clientes tienen a su disposición en el restaurante l’Etoile un amplio bufé y una gran selección de platos cocina europea para la cena. Si no apetece algo a mediodía, podemos dejarnos caer por el bar des Artistes con su comida ligera a la carta y sus cócteles. Como cabía esperar, el Vienna International Magic Circus ofrece servicio de habitaciones.

Piscinas, zona infantil…

A todo lo dicho, hemos de añadir algunas comodidades que se encontrarán los clientes, como es el caso de la piscina climatizada y el gimnasio interiores, donde podremos recuperar nuestra musculatura después de correr detrás de los chicos en el parque. Del mismo modo, existe una zona infantil, con videojuegos, mesas de dibujo y todo tipo de entretenimientos para los más pequeños.

Para llegar al Vienna International Magic Circus, tenemos la opción de que nos recojan y nos lleven en coche hasta el aeropuerto (el Charles de Gualle) en un trayecto que ronda los cuarenta minutos en coche.

Para todas las necesidades

Por cierto que si el viaje es de trabajo en lugar de ser de placer, el hotel tiene sala de conferencias, servicio de fax, acceso a Internet y caja de seguridad. Sin embargo, si lo que buscamos es un destino de ocio, además del cercano parque de Disney, podemos disfrutar del salón de baile, los billares o la sala de juegos, entre otras propuestas.

Comments are closed.